jueves, 23 de abril de 2009

A falta de pan...

¡Tortillas! Con ésto quiero decir que he esperado pacientemente y hurgado en mi inconsciente y aún así, ¡nada tengo qué reseñar! Nada inesperado, fantástico, excelente me ha ocurrido como para plasmarlo en esta pantalla en blanco (rosa). Snif. ¿Será que me estoy haciendo vieja y he perdido mi capacidad de asombro? ¿será que de verdad me ha pegado la crisis? En fin, como no tengo pan para compartir, compartiré las tortillas, o sea, resumiré mis últimas semanas:

1. He grabado en mi Ipod música de Mantras y escucho continuamente mi mantra del número 11. Aún no sé qué significa. Es más, aún no sé si me gusta.

2. Finalmente he mejorado un poco mi saque en el tenis. Claro, si a lo que hago con la raqueta se le puede llamar tenis. Lo mejor del caso es que me he comprado varios "outfits" más modernos, aunque estoy más cercana a la apariencia de Williams que a la de Sharapova.

3. He logrado asistir regularmente a una clase de Body Balance. Rico. Me estiro y sudo. No logro guardar el equilibrio y la famosa bola de cristal siempre termina rota pero estoy contenta. Aunque sólo es una vez por semana también me compré mi outfit, ¡tan importante es hacerlo como parecerlo! Todavía no llego al yoga, pero ya casi, ya mero.

En fin...

4 comentarios:

Walter L. Doti dijo...

Tu genialidad, tu encanto está, precisamente, en estos post que salen espontáneamente. Son tan inesperados, fantásticos... excelentes.

¡Bien por tu vuelta!

Daniel Rico dijo...

Exelente darth.

La semana pasada me acorde de vos por que me cruce con veronica castro y boris bequer... pense que finalmente me habia deschavetado, pero no, realmente eran ellos, vinieron a un torneo de poquer...

saludos!!! o tres...

cacho de pan dijo...

todo bien
congratulome
me congratulo
o en esperanto:
¡GRatulons!

Darth Tater dijo...

Queridos

Walter,

¡Oh! Haces que me ruborice... ¡gracias!

Daniel,

¿Poker en los mares del sur? ¿para qué ir tan lejos? Y bueno, pura envidia mi comentario pues me gustaría tener el carisma de la Vero y el servicio en el tenis de don Boris... snif...

Cacho,

Danke schön! Igual me da gusto verte aquí...